revista sanum
ISSN: 2530-5468
Vol. 4. Núm. 2. Junio 2020.

SANUM científico-sanitaria es una revista digital de publicación cuatrimestral, con artículos científicos de interés para el desarrollo de las diferentes áreas sanitarias profesionales. La revista publica artículos originales, inéditos; los cuales son evaluados por el comité editorial y científico.

Los trabajos deben cumplir las normas de calidad, validez y rigor científico para promover la difusión del conocimiento científico.

SANUM es la revista científica sanitaria y de expresión de la Federación de Empleados y Empleadas de los Servicios Públicos de UGT Andalucía (FeSP UGT Andalucía), del sector de salud, sociosanitaria y dependencia.

SANUM es una revista de acceso abierto (Open Access). Todos los artículos son accesibles de forma inmediata y permanente para facilitar su lectura y su descarga. En este proceso de Open Access está incluido el auto-archivo para los autores de los artículos publicados para su inclusión en repositorios.

La revista se distribuye con la licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 Internacional (CC BY-NC-ND 4.0)

La revista SANUM está incluida en el gestor bibliográfico MENDELEY.

SANUM ha obtenido la firma DORA (Declaración de San Francisco que promueve una valoración de la investigación basada en la calidad misma de la investigación).

La publicación de la revista SANUM se lleva a cabo cuatrimestralmente en la última semana de los meses de febrero, junio y octubre.

SANUM publica artículos en español, inglés y portugués.

Indexación:

La revista está indexada en:
Catálogo 2.0 Latindex.
MIAR - Matriz de información para la evaluación de revista. ICDS de 3,0.
CUIDEN. Base de Datos Bibliográfica de la Fundación Index (REHIC).
La revista se encuentra en proceso de indexación en varias bases de datos internacionales..

 
revista sanum
ISSN: 2530-5468
Vol. 4. Núm. 2. Junio 2020.
Reflexiones sobre el modelo español de donación y trasplante
Jorge Vallejo Báez. Enfermero Coordinador de Trasplantes Hospitalario (Coordinación Sectorial Trasplantes Málaga, Hospitales Universitarios Regional y Virgen de la Victoria).
Sanum. nº3, vol.3,(2020) páginas 4 - 5.
Este artículo ha recibido 304 visitas


    
Texto Completo

No cabe duda, España es líder mundial en Donación y Trasplantes de Órganos y Tejidos desde hace la friolera cifra de 27 años; es algo para estar orgullosos, puesto que cada año se superan las cifras de personas que son trasplantadas en nuestro país, pacientes que en cualquier otro lugar del mundo estarían abocados a prolongar la dependencia a una máquina de diálisis o, en el peor de los casos, a fallecer en un “corto-medio” plazo de tiempo. 

Este logro no es fruto de la casualidad, conceptos como el de equidad, solidaridad, reciprocidad y eficiencia podrían resumir estos resultados; me puedo aventurar a asegurar que no existe ningún campo sanitario “perse” que pueda abarcar tantos valores morales como el ámbito de la Donación y el Trasplante de Órganos y Tejidos.

Repasando notas de actualidad para poder escribir estas líneas, no hay referencia internacional alguna en la que no aparezca nuestro Sistema Sanitario en este campo, es por ello que es importante desgranar donde reside el secreto para poder conseguir que un gran número de personas se trasplanten en nuestro país, ya que no debemos nunca olvidar que estos tratamientos son absolutamente necesarios al no haber en la actualidad alternativa alguna.

Como principal condimento de este éxito tendríamos que hablar de las familias de los donantes; la frase “para que haya trasplantes tiene que haber donantes” es obvia, pero nunca la debemos dejar de lado. Sin duda alguna, son ellos los grandes protagonistas; sin una sociedad solidaria y absolutamente convencida y con plena confianza en los profesionales que los atienden, cientos de personas no podrían tener una segunda oportunidad de vida. Por todo esto, la formación de los profesionales, la divulgación científica a través de revistas especializadas, el compromiso de las asociaciones sin ánimo de lucro que tanto bien hacen y la colaboración de los medios de comunicación, se perfilan como ejes fundamentales sobre los que debe rodar este éxito constante.

Es en este sentido donde hay que ser tajantes, una familia informada plenamente sobre este proceso garantista y equitativo, nunca diría “NO” a la Donación de Órganos y Tejidos de su ser querido, sean cuales sean las circunstancias y las emociones que estén viviendo en ese momento.

Dicho esto, desde las Coordinaciones de Trasplantes estamos trabajando desde hace tiempo en la necesidad de que los ciudadanos y ciudadanas de este país, consideren hablar con su familia y allegados acerca de sus deseos cuando ya no puedan decidir por ellos mismos; es indudable que si sabemos lo que nuestro ser querido espera llegado el momento, las decisiones serán mucho más fáciles y con menor carga de responsabilidad en caso de que se enfrenten a esta pregunta por parte de los Coordinadores Hospitalarios.

Añadido a todo esto nos encontramos con la Ley Española de la Donación y Trasplante, una Ley que refuerza el compromiso de la Sociedad Española desde el año 1978 y que, aunque se haya modificado con las nuevas vías de obtención de órganos, continúa siendo moderna dentro de las culturas más avanzadas que nos rodea.

Por otro lado hay que hacer referencia a la Organización que centraliza toda esta cadena, coordinada a través de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) y estructurada en Coordinaciones Autonómicas y Sectoriales; todo ello sustentado a través de los Coordinadores Hospitalarios de Trasplantes, son ellos los que articulan toda la maquinaria del proceso, tanto de la Donación de Órganos y Tejidos como la de los Trasplantes, en aquellos Centros que se realizan.

Toda estructura organizativa debe basar su estructura en la retroalimentación constante de sus ejes, quizás sea ahí donde resida al fin y al cabo el éxito de los resultados comentados. 

Atrás quedaron los tiempos en que, gracias a las mejoras en las infraestructuras y medidas de seguridad vial incorporadas en nuestro país, se produjo un bache estadístico en los resultados de la Donación y el Trasplante en España; fue la vía de los Donantes con criterios expandidos, los que abrieron nuevas puertas a aquellas personas que estaban esperando un órgano o un tejido.

Es a partir del año 2012 cuando se produce una nueva revolución, la cual se inicia con la donación en asistolia, logro que a día de hoy supone casi el 25% de la actividad total. En todo este proceso de transformación hacia la excelencia, no podemos dejar de lado la importancia de los Cuidados Intensivos Orientados a la Donación (COID) y la detección de Donantes en Unidades de Hospitalización hasta ahora nunca valoradas, tales como Unidades de Neurología, Neurocirugía, denominadas unidades extracríticas.

Efectivamente, son tiempos de cambios positivos en los que ahora estamos absolutamente inmersos los profesionales que nos dedicamos a este campo, todo ello reforzado también por la vinculación que en estos últimos tiempos estamos teniendo con las Sociedades Científicas, son ellas las que dentro de un marco ético apoyan también la necesidad de la búsqueda constante de innovación en el Campo de la Donación y el Trasplante en nuestro país.

A día de hoy, la meta es llegar a los 50 donantes por millón de población, cifra que ya en algunas Comunidades Autónomas se lleva realizando desde hace algunos años, sírvame de ejemplo Andalucía. 

No quisiera terminar esta editorial sin hacer hincapié en que el más importante de todos los logros conseguidos es el de la concienciación social; conceptos comentados al principio, solidaridad, reciprocidad y equidad deben ser los principios morales que nos guíen en este u otro ámbito socio-sanitario.

Por último, mi más sincero agradecimiento a las familias de donantes de órganos y tejidos, los protagonistas de este éxito que ha sido grato compartir con los lectores, …….gracias.

Reflexiones sobre el modelo español de donación y trasplante
Jorge Vallejo Báez. Enfermero Coordinador de Trasplantes Hospitalario (Coordinación Sectorial Trasplantes Málaga, Hospitales Universitarios Regional y Virgen de la Victoria).
Sanum. nº3, vol.3,(2020) páginas 4 - 5.
Este artículo ha recibido 304 visitas


    
Texto Completo

No cabe duda, España es líder mundial en Donación y Trasplantes de Órganos y Tejidos desde hace la friolera cifra de 27 años; es algo para estar orgullosos, puesto que cada año se superan las cifras de personas que son trasplantadas en nuestro país, pacientes que en cualquier otro lugar del mundo estarían abocados a prolongar la dependencia a una máquina de diálisis o, en el peor de los casos, a fallecer en un “corto-medio” plazo de tiempo. 

Este logro no es fruto de la casualidad, conceptos como el de equidad, solidaridad, reciprocidad y eficiencia podrían resumir estos resultados; me puedo aventurar a asegurar que no existe ningún campo sanitario “perse” que pueda abarcar tantos valores morales como el ámbito de la Donación y el Trasplante de Órganos y Tejidos.

Repasando notas de actualidad para poder escribir estas líneas, no hay referencia internacional alguna en la que no aparezca nuestro Sistema Sanitario en este campo, es por ello que es importante desgranar donde reside el secreto para poder conseguir que un gran número de personas se trasplanten en nuestro país, ya que no debemos nunca olvidar que estos tratamientos son absolutamente necesarios al no haber en la actualidad alternativa alguna.

Como principal condimento de este éxito tendríamos que hablar de las familias de los donantes; la frase “para que haya trasplantes tiene que haber donantes” es obvia, pero nunca la debemos dejar de lado. Sin duda alguna, son ellos los grandes protagonistas; sin una sociedad solidaria y absolutamente convencida y con plena confianza en los profesionales que los atienden, cientos de personas no podrían tener una segunda oportunidad de vida. Por todo esto, la formación de los profesionales, la divulgación científica a través de revistas especializadas, el compromiso de las asociaciones sin ánimo de lucro que tanto bien hacen y la colaboración de los medios de comunicación, se perfilan como ejes fundamentales sobre los que debe rodar este éxito constante.

Es en este sentido donde hay que ser tajantes, una familia informada plenamente sobre este proceso garantista y equitativo, nunca diría “NO” a la Donación de Órganos y Tejidos de su ser querido, sean cuales sean las circunstancias y las emociones que estén viviendo en ese momento.

Dicho esto, desde las Coordinaciones de Trasplantes estamos trabajando desde hace tiempo en la necesidad de que los ciudadanos y ciudadanas de este país, consideren hablar con su familia y allegados acerca de sus deseos cuando ya no puedan decidir por ellos mismos; es indudable que si sabemos lo que nuestro ser querido espera llegado el momento, las decisiones serán mucho más fáciles y con menor carga de responsabilidad en caso de que se enfrenten a esta pregunta por parte de los Coordinadores Hospitalarios.

Añadido a todo esto nos encontramos con la Ley Española de la Donación y Trasplante, una Ley que refuerza el compromiso de la Sociedad Española desde el año 1978 y que, aunque se haya modificado con las nuevas vías de obtención de órganos, continúa siendo moderna dentro de las culturas más avanzadas que nos rodea.

Por otro lado hay que hacer referencia a la Organización que centraliza toda esta cadena, coordinada a través de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) y estructurada en Coordinaciones Autonómicas y Sectoriales; todo ello sustentado a través de los Coordinadores Hospitalarios de Trasplantes, son ellos los que articulan toda la maquinaria del proceso, tanto de la Donación de Órganos y Tejidos como la de los Trasplantes, en aquellos Centros que se realizan.

Toda estructura organizativa debe basar su estructura en la retroalimentación constante de sus ejes, quizás sea ahí donde resida al fin y al cabo el éxito de los resultados comentados. 

Atrás quedaron los tiempos en que, gracias a las mejoras en las infraestructuras y medidas de seguridad vial incorporadas en nuestro país, se produjo un bache estadístico en los resultados de la Donación y el Trasplante en España; fue la vía de los Donantes con criterios expandidos, los que abrieron nuevas puertas a aquellas personas que estaban esperando un órgano o un tejido.

Es a partir del año 2012 cuando se produce una nueva revolución, la cual se inicia con la donación en asistolia, logro que a día de hoy supone casi el 25% de la actividad total. En todo este proceso de transformación hacia la excelencia, no podemos dejar de lado la importancia de los Cuidados Intensivos Orientados a la Donación (COID) y la detección de Donantes en Unidades de Hospitalización hasta ahora nunca valoradas, tales como Unidades de Neurología, Neurocirugía, denominadas unidades extracríticas.

Efectivamente, son tiempos de cambios positivos en los que ahora estamos absolutamente inmersos los profesionales que nos dedicamos a este campo, todo ello reforzado también por la vinculación que en estos últimos tiempos estamos teniendo con las Sociedades Científicas, son ellas las que dentro de un marco ético apoyan también la necesidad de la búsqueda constante de innovación en el Campo de la Donación y el Trasplante en nuestro país.

A día de hoy, la meta es llegar a los 50 donantes por millón de población, cifra que ya en algunas Comunidades Autónomas se lleva realizando desde hace algunos años, sírvame de ejemplo Andalucía. 

No quisiera terminar esta editorial sin hacer hincapié en que el más importante de todos los logros conseguidos es el de la concienciación social; conceptos comentados al principio, solidaridad, reciprocidad y equidad deben ser los principios morales que nos guíen en este u otro ámbito socio-sanitario.

Por último, mi más sincero agradecimiento a las familias de donantes de órganos y tejidos, los protagonistas de este éxito que ha sido grato compartir con los lectores, …….gracias.